martes, 9 de abril de 2019

Manolo Espinosa: Basta de lamentos! es hora de entrar en acción como lo hace Abellán.


El tiempo nos va dando la razón, cuando en España, el matador de toros y figura del toreo Miguel Abellán, ha dado un paso sustancial fuera del ruedo (no volverá a torear definitivamente por su enfermedad renal) pero ha aceptado la invitación para formar parte del Partido Político Popular y representar a Madrid.

Lo ha hecho muy consiente a sabiendas que la política no es plato muy digerible que digamos, en el que va a encontrar muchas dificultades cuando haga frente a los políticos que camuflados y en complicidad con los antitaurinos, animalistas y defensores del medio ambiente, pretendan destruir la fiesta brava.

Sin embargo, esa es una forma de luchar contra los detractores, estando dentro de la política y utilizando las mismas armas que ellos emplean, además como profesional del toreo, está en capacidad de actuar con conocimiento y entrega, defendiendo los intereses de una cultura milenaria convertida en tradición, identidad de los pueblos y un verdadero patrimonio cultural inmaterial que a todos nos pertenece.

Esto es un ejemplo para los países taurinos de América que se encuentran asediados, por estos grupos a los que llamamos “terroristas culturales”, cuyas campañas se financian con dineros extranjeros para la desestabilización de la sociedad, pero ha llegado el momento de actuar de manera diferente a fin de pararlos.

A continuacion el articulo completo de Manolo Espinosa....



A propósito de la decisión del matador Abellán, otros toreros y aficionados, en una entrega del mes septiembre del 2016, sacamos una nota que hacía referencia a la posibilidad de formar un partido político, quizá no se tomó muy en serio esa propuesta, pero creemos que ha llegado la hora de actuar coherentemente y con firmeza, por esa razón nos permitimos transcribir esa crónica:

Sólo es una propuesta………..!!!

Somos conscientes, que la fiesta brava merece de inmediato el total respaldo de los taurinos, a esta que es una tradición, cultura histórica y herencia de un mestizaje, lo que hace de nosotros custodios de estas riquezas artísticas y en consecuencia, nos corresponde por lealtad, fidelidad y sentimientos, actuar decididamente en su favor, lo mismo que el apoyo a las actividades gallísticas; ecuestres con montubios en la costa y los chagras en la sierra, que de igual forma y como todas las tradiciones, merecen el amparo y protección mayoritario de una sociedad que se jacta de sus bienes, tomando en cuenta, que estas no solo son tradiciones sino un referente cultural e identidad de nuestros pueblos; un verdadero patrimonio que se lo debe proteger, a fin de que no se extinga nuestro linaje característico.

Varias han sido las convocatorias a estos grupos de tradicionistas, -incluso antes de la malhadada consulta popular con lo que perdió Quito y algunas ciudades del país- y hace poco incluso, se invitó a una reunión masiva en Riobamba, es decir, tratar de tener una gran mayoría para tomar decisiones y hacer frente a los grupos antitaurinos, como a los políticos que han encontrado un sustancial espacio para promover sus protervos fines, pero lo curioso es que, siendo temas de interés común, no ha habido una respuesta positiva para lograr los objetivos planteados.

Frente a esto que parece imposible, el concentrar a estos grupos con costumbres ancestrales diferentes y que a cada uno se lo ve luchando aisladamente sin conseguir absolutamente nada, queremos proponer algo, -por favor solo es una proposición que la hemos mencionado hace tiempo- , de que se conforme un movimiento político totalmente nuevo, con todas las agrupaciones que tengan la misma finalidad, cuya esencia sea rescatar, proteger y difundir las tradiciones y la cultura en todos los aspectos, que a nuestro parecer, podría tener excelentes resultados el proceder de esta manera.

Todos sabemos lo que significa ser parte de la política. Todo movimiento político tiene hegemonía y fuerza, lo que supone, tendría su propio ideario, sus propias reglas y directrices, y en lo que corresponde a candidatos, habría representaciones en las provincias, cantones, parroquias y se estaría en mejor condición para pelear entre políticos. Sabemos desde ya que muchos escépticos pondrán trabas y de seguro hasta resistencia a esta idea, que puede ser solución a nuestros problemas y garantía a nuestros derechos. Pero a pesar de todo, queda planteada esta propuesta para que se analice y se tome la decisión final. Porque ante los políticos, debemos emplear sus mismas armas y no estar nunca más al capricho de ellos que se van turnando para opinar y rechazar nuestras manifestaciones, desconociendo el significado de cada una de ellas.

Es hora de la libertad, ya no debemos estar rogando a unos y a otros para que nos defiendan; debemos actuar independientemente por nuestra propia cuenta, puesto que ni las leyes, ni la constitución nos amparan en nuestros derechos, porque nadie las cumple ni las cumplirá. Estos cambios en tiempos modernos, no solo deben darse en nuestro país, sino en todos los países taurinos del mundo, porque el problema es global y hay que atacar no al follaje sino a la raíz que es fuente de todos los males.

Fuente: Manolo Espinosa / Ecuador
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...