miércoles, 21 de mayo de 2014

Las Ventas / Tarde de prejuicios. 21/05.


Una parte de la afición de Madrid está llena de prejuicios y hoy ha sido tarde para demostrarlo. La primera plaza del mundo tiene tardes muy raras en las que las cosas no tienen lógica ni orden y donde todo lo que sucede es raro.

Unos prejuicios que Antonio Ferrera logró voltear el año pasado cuando cambió los pitos y gritos de "Ferrari" por olés.

Crónica e imágenes del festejo a continuación….



Madrid sigue queriendo a El Cid y no le importa la sucesión de malas tardes que va acumulando el de Salteras. Es tanto lo que se disfrutó en las tardes cárdenas de Manuel y tanto se lloró con él cuando la espada no entraba que el crédito es ilimitado.

Pese a que hoy tampoco ha tenido su tarde y su presencia en los carteles comienza a ser más que discutible, Madrid le ha aguantado y respetado. Con él no ha habido prejuicios y sus dos faenas, llenas de defectos, han sido vistas como algo que se podía perdonar. SILENCIO EN AMBOS.


Cuando a Manuel le ha dado por torear algo con el capote, en el cuarto, Madrid se ha roto con él y lo ha jaleado con el pronto olvido que da el cariño a un torero al que se le perdona casi todo.

Ese cariño no lo tiene El Fandi. El granadino no es torero del gusto de una parte de Madrid y es esperado siempre con el cuchillo entre los dientes. No se le quiere ni se le quiere querer y así es imposible nada. David ha mostrado hoy la personalidad que no mostró en su anterior comparecencia y ha mostrado su toreo. Hoy ha ido a Las Ventas enseñando lo que es y eso es lo que se le debe exigir. La valoración de su toreo es cosa del público pero siempre después de verle torear y nunca antes.



En el primero de su lote ha estado sin apreturas y sin acoplarse a un toro noble de Juan Pedro y Madrid le ha tratado con el silencio que ha juzgado oportuno.

Lo malo ha ocurrido en el quinto cuando se le ha pitado antes de banderillear y se le ha abroncado el pedir el cuarto par de banderillas que cualquier matador tiene derecho a poner. Tampoco se ha mirado el buen par que puso y se ha querido siempre reventar cualquier intento de mostrar su toreo. David hoy sí ha querido enseñar su concepto y no le han querido dejar. Hay veces que resulta difícil entender a una parte del público de Madrid. El torero tiene derecho a mostrarlo y el público a juzgarlo, pero no antes de iniciar su faena. SILENCIO EN AMBOS.

Madrid quería hoy premiar a Juan del Álamo y con él no ha habido la exigencia que se tienen otras tardes incluso cuando se trata de novilleros. El salmantino estuvo listo con el noblón Juan Pedro corrido en tercer lugar y lo administró en una faena al hilo y en línea. A Juan no se le ha mirado con lupa y se le ha otorgado una benévola oreja que otras tardes nunca se pediría y se afearía mucho más. OREJA.

En el sexto no ha habido opción a nada. SILENCIO.

TARDE DE PREJUICIOS DE UNA PARTE DE MADRID QUE SE EXCEDE CON EL FANDI. BENÉVOLA OREJA A UN DISPUESTO DEL ÁLAMO Y EL CID SIGUE SUMANDO CONTRATOS. LA CORRIDA DE JUAN PEDRO BIEN PRESENTADA PERO MUY FLOJA Y DESCASTADA.
La corrida de la prensa no pasará a la historia.
P.D. Juan Pedro ha traído una corrida con la presencia que otras tardes, con otros carteles, no lograba reunir. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...